Cortometrajes a Concurso: Pase 5

Una edición más ni la amenaza de lluvia pudo con el mejor Cine bajo la Luna. El público quiere ver buen cine y sabe que en Islantilla puede encontrar el mejor cine internacional. De nuevo el patio de butacas se llenó de espectadores para disfrutar de los siete cortometrajes que componían el quinto pase de la Sección Oficial. Todo un lujo para un Festival de Cine poder contar con este maravilloso público. Gracias a todos los que hacéis el Festival con nosotros.

Getting fat in a healthy way

Getting fat in a healthy way

A esta maravillosa fábula coproducida entre Alemania y Bulgaria le tocó dar el pistoletazo de salida a la noche de ayer martes.  En un mundo donde la gravedad es débil y la gente delgada sale volando, Constantine nunca ha abandonado el apartamento que comparte con su padre, Atanas. Este maravillosa premisa es la que nos trajo Kervok Aslanyan. Contada con buen pulso narrativo, donde maneja con buen ritmo los canales de la comedia, nos vamos dejando llevar (o volar) por este cuento iluminado por la fotografía de Boris Slavkov. Todo un excelente comienzo de una noche de lluvia.

Gracias por venir

Gracias por venir

El actor Ricardo Gómez, popular por su interpretación de Carlos Alcántara en la serie de televisión “Cuéntame cómo pasó”, da el salto y se coloca detrás de la cámara para hablarnos de la traumática experiencia de los actores tras su paso por interminables casting tras los que reciben como regalo una única frase: Gracias por venir. Ricardo Gómez demuestra sabiduría en el manejo de los actores y sabe sacar lo mejor de su protagonista, un irreconocible Javier Albalá, que da voz a numerosos actores que han tenido que pasar por lo mismo. Gran trabajo de un actor convertido en director y desde el que esperamos seguir viendo futuros trabajos.

Graffiti

Graffiti

La tercera propuesta de la noche llegaba de manos de Lluís Quílez, un realizador ya habitual del Festival de Islantilla. Hace ya varias ediciones llegó a ser finalista con su cortometraje “Yanindara”. Edgar ha aprendido a sobrevivir en soledad, rebuscando comida entre los escombros y evitando zonas contaminadas por el “incidente” que acabó con la vida tal y como la conocemos. No hay ninguna duda que Quílez sabe crear atmósferas. Y en este cortometraje lo borda. Todo es perfecto. La cuidadosa fotografía de Isaac Vila, la música de Arnau Bataller o la dirección de arte de Clara Álvarez. Todo al servicio de la historia. Hay cortometrajes que parecen largometrajes, y “Graffiti” es uno de ellos.

Homónimos Anónimos

Homónimos Anónimos

No son alcohólicos. No son ludópatas. Ni siquieran han hecho nada para provocar su situación. No eligieron sus nombres. Pero ahora sus vidas es un infierno. Y necesitan ayuda. Divertidísima propuesta escrita y dirigida por José Luis Santos. Provocó las mayores carcajadas en el público. Risas tras risas. ¡Qué buena es la comedia cuando está bien hecha!. Santos juega con nombres de políticos conocidos para provocar nuestra mejor sonrisa. Carlos Kaniowsky es el maestro de ceremonias de este ritual. Un guión impecable, con numerosos y acertados gags, disparados como si de un rifle se tratase. Balas con un único fin: hacernos reír, que no es poco.

Hostal Edén

Hostal Edén

El Hostal Edén es un hostal de carretera humilde y sucio, regentado por una pareja de ancianos. Colgada de una pared hay una imagen de la Virgen María que narra la vida de todos los huéspedes. Gonzaga Manso dirige esta historia bajo el sello de Películas Pendelton (Javier Fesser). Historia de personajes que se cruzan en un mismo escenario bajo la mirada de una Virgen de pared a la que pone voz la excelente Verónica Forqué. La veterana actriz nos lleva de la mano y nos presenta a los diferentes personajes que deambulan por el Hostal. Mención especial a la música de Rafael Arnau, que pone la melodía exacta para hacernos entrar en la misma habitación. Todo un hallazgo de cortometraje.

Hostiable

Hostiable

La producción más corta de la noche fue también la que más “mala leche” traía consigo misma. Hace 15 años, cuando empezaron, Gonzalo sólo tenía una máxima. Sinceridad absoluta. Sigue creyendo en ella a pies juntillas. David Galán Galindo consigue divertir al público rozando los límites (o sobrepasándolos) de lo políticamente correcto. Toda una demostración de alta comedia en sólo 3 minutos de duración. A la pareja protagonista dan vida unos estupendos Mariam Hernández y Berto Romero. Ellos son el alma de la historia. En ellos los diálogos envenenados suenan a gloria. Una delicia hacer reír al público con estos mimbres. Geniales.

Hubo un lugar

Hubo un lugar

Carlos vive desde años distanciado del lugar donde creció y de su familia por una aversión hacia la figura de su padre. Cuando éste muere, Carlos regresa. El drama está servido con sumo talento de la mano de Irene Garcés. Maravillosa historia familar rodada en un maravilloso paisaje almeriense. Excelente fotografía de Pepe de la Rosa. Rosario Pardo, Samuel Galiardo y Paz García son los protagonistas. Ellos tres llevan la película sobre sus hombros, a veces por lo que hablan y otras veces por lo que callan. Cine andaluz rodado de forma universal. Hace ya tiempo que le seguimos la pista a Irene Garcés, que no defrauda en su nueva propuesta, al contrario, nos encontramos ante su mejor trabajo hasta la fecha. Enhorabuena.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s